¿Qué le doy de comer a mi gato?

¿Qué le doy de comer a mi gato?

¿Carne? ¿Leche? ¿Las uvas? ¿Helado? Aquí podréis ver algunos alimentos que habitualmente les damos a nuestros gatos y que pueden ser o no ser perjudiciales para ellos.

A los gatos les gusta comer y a veces les gusta comer cosas sorprendentes. Conozco muchas personas que me han contado que a su felino le gusta el melón o la sandia. La mayoría de estas personas estaban convencida que eran la primera persona en la tierra cuyo gato tenía un deseo tan inusual. Pues si a tu gato le gusta melón, odio desilusionarte: no es un antojo inusual. Pero si te estás preguntando si es algo bueno para él o no ahora lo vamos a explicar.

Los gatos salvajes son carnívoros obligados. Eso significa que comen solamente animales de presa. Tener en cuenta que no he dicho que sólo comen carne. El contenido de los intestinos de sus presas, intestinos y órganos es partes cruciales de su dieta. Los gatos domésticos eran carnívoros obligados, pero por la selección antinatural a manos de los seres humanos es probable que eso esté cambiando. La mayoría de la gente no alimenta sus gatos con animales de presa (yo diría que nadie lo hace); los gatos modernos generalmente comen comida para gatos. Los gatos callejeros y gatos en los países en desarrollo a menudo subsisten con basura y restos humanos. Los gatos no serian nada si no fueran tan adaptables. La especie prospera a pesar de que sus miembros no están, en general, comiendo la dieta de sus antepasados.

Así que ofrecer comida a los gatos que les haga recordar sus orígenes carnívoros (es decir alimentos de origen animal) en general, va a estar bien. Las plantas pueden que no tanto.

Cuando ofrecemos comida humana a nuestros gatos es prudente seguir el consejo de Aristóteles: moderación en todas las cosas. Ya que “alimentos humanos” seguros pueden causar problemas si se dan en exceso.

Vamos a dar ejemplos de algunos alimentos que podemos dar a nuestros gatos a modo de premio o pequeños antojos. Ninguno de los alimentos mencionados debe ser utilizado como dieta exclusiva. También recuerda que algunos gatos pueden tener alergias a o intolerancias a ciertos alimentos por lo que siempre es bueno probar con una pequeña cantidad y observar después el resultado.

1. Carne

Pequeñas cantidades de la mayoría de las carnes no son un peligro ni hará daños a casi ningún gato. Un poco de pechuga de pollo, hamburguesas, pescado o pavo es probable que sea digerible e inofensivo para tu amigo felino. Recuerda, sin embargo, que los embutidos pueden ser altos en sodio y por lo tanto no se les puede ofrecer en exceso. Y las carnes especialmente grasosas como piel de pavo o de pollo tienen el potencial de causar malestar estomacal o pancreatitis.

2. La leche

La imagen de un gato lamiendo leche de un tazón es absolutamente idílica. Lo que menos tiene de idílica esta imagen es si el gato sufren diarrea un corto tiempo después. Resulta que algunos gatos son intolerantes a la lactosa. Otros gatos pueden tolerar bien la leche. Un pequeño cuenco ocasional de leche es poco probable que dañe a los gatos que son tolerantes a la lactosa, pero Dios ayuda a la persona que tenga que limpiar el arenero de un gato intolerante a la lactosa que bebe leche.

3. Sandías y melones

Hay muchos gatos que disfrutan con estas frutas y parece que no les son perjudiciales. Pero recordad que son relativamente altas en azúcar y calorías, así que la moderación es especialmente importante. Las semillas del melón también tienen el potencial de causar o contribuir a las obstrucciones en el intestino, así que aseguraros de que vuestro gato no las come.

4. Las cebollas y el ajo

Los gatos tienen células sanguíneas notoriamente frágiles. Las cebollas y el ajo contienen a agentes oxidantes que pueden dañar las células. Un poquito de salsa boloñesa no es capaz de matar un gato, pero en general se debe evitar cualquier cosa que contenga cebolla o ajo.

5. Uvas

Las uvas son conocidas por causar insuficiencia renal en los perros. Y Sí, sabemos que los gatos no son perros pequeños, pero tienen los riñones famosamente frágiles. Nadie sabe por qué las uvas son peligrosas para los riñones de los perros, pero existen temores que podría suponer un riesgo similar a los gatos. Por lo tanto no puedo afirmar que las uvas sean un alimento seguro para los gatos.

6. Mostaza, col rizada, nabos

Estas plantas también pueden ser muy perjudiciales y activar una anemia (cuerpo de Heinz anemia).

7. Espinacas y acelgas

Estas plantas son altas en ácido oxálico, que algunos expertos creen que pueden contribuir al desarrollo de cálculos renales y en la vejiga. No se recomiendan.

8. Lechuga

Muchos gatos disfrutan comiendo lechuga. Afortunadamente, casi todos los tipos de lechuga parecen ser seguros para ellos.

9. Helado

Todavía estamos por ver a un gato que se haya puesto malo por comer un poco de helado. Evidentemente tal y como hemos dicho antes, aquellos que no sean intolerantes a la lactosa.

10. Chocolate

Afortunadamente el chocolate para los gatos no parece ser un objeto del deseo tan popular como para los humanos, porque contiene estimulantes que son potencialmente tóxicos para ellos. Aunque si conocemos algunos gatos que no les hacen ascos no es un alimento seguro para ellos.

11. Otras cosas que parecen ser seguros en pequeñas cantidades

Hay muchos otros alimentos que los gatos parecen disfrutar comiendo y eso no parece hacerles daño (siempre con moderación). Por ejemplo espárragos, tomates, patatas fritas, pan, pepinillos, malvaviscos, bichos, manzanas, plátanos, zanahorias y mantequilla.

Cuéntanos que alimentos le gustan a tu gato!!!!

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

info@elpassatgedelsgats.com
Martes, Miércoles y Jueves 17:00h-22:00h
Viernes y Sábado 11:00h-14:00h 17:00h-22:00h
Domingo 17:00h-22:00h
Carrer Túria Nº28
46008 València